Fototerapia

Fototerapia


Fototerapia

Fotografía Nocturna

La imagen llegan donde las palabras no alcanzan, y tiene un poder curativo en sí mismo. Para trabajar con personas con TEA, en esta ocasión, hemos elegido la fotografía nocturna por muchos motivos, entre ellos, destacamos la creación de un clima de tranquilidad y observación en el que decidimos el tiempo de exposición, la sensibilidad y el diafragma, pulsamos el disparador y esperamos…Tras ese tiempo, el usuario de la terapia, observa el resultado y decide, asesorado por los profesionales de la terapia, cambios de encuadre, aumento o disminución de tiempos de exposición etc. Es un tiempo de compartir, de aprender, de vivir la experiencia enriquecedora desde la calma, el arte en su expresión fotográfica estimula por sí mismo las ocho inteligencias de Howard Gardner de manera libre y espontánea.

Galeria